La experiencia de participar en un bootcamp de programación en Barcelona

Recientemente ha habido una reestructuración en mi empresa y me han ofrecido  unas buenas condiciones de salida. Ello me ha permitido enrolarme en un bootcamp de  programación en Barcelona, algo que llevaba tiempo considerando para poder acceder a las habilidades digitales que en mi época de estudiante no pude adquirir y que mi carrera profesional actual exige.

Además tengo familia e hijos pequeños y mi esposa trabaja, por lo  que en mi nueva situación he de asumir tareas del hogar y del cuidado de mis hijos. Por ello buscaba un curso presencial pero que a la vez fuera flexible y me permitiera acomodar  todas mis tareas de forma sencilla y práctica. 

La verdad es que la primera búsqueda que hice me resultó un poco frustrante, ya que encontré varias opciones pero con muy poca flexibilidad. Todas las demás escuelas ofrecen clases magistrales con un profesor  y muchos alumnos a horas fijas en la semana, de modo que me exigían casi un compromiso total con el curso y tener que poner en segundo plano mis otras tareas. 

Pero encontré Ubiqum Code Academy y la solución ideal a mi problema. En Ubiqum me ofrecieron un curso 100% práctico, por proyectos, con entregables periódicos y con una plataforma llena de recursos y ayudas al aprendizaje y todo ello con un profesor personal con el que tengo reuniones diarias y acceso a él en el momento en que lo necesito si tengo una duda. Está  sentado a mi lado en el campus.

La experiencia de un bootcamp de programación en Barcelona con Ubiqum ha excedido todas mis expectativas tanto por  la metodología y el alto nivel de aprendizaje que he alcanzado, como por el espíritu de ayuda y colaboración que siempre he encontrado en todo el equipo.

El inicio del curso

Ubiqum te ofrece dos semanas de prueba gratuita en el curso de modo que minimizas totalmente el riesgo de la decisión, ya que puedes tener una experiencia de primera mano antes de comprometerte con ningún pago. 

Una vez decidido a probar las dos semanas, me contactó mi mentor y tuvimos  la primera  reunión.

El bootcamp de programación en Barcelona se compone de varios módulos en los que, en cada uno de ellos, se desarrolla un proyecto completo. Obviamente los proyectos van de menor a mayor complejidad iniciando el curso con el desarrollo de  una web estática utilizando HTML y CSS.

En esta primera reunión con mi mentor, me dio unas breves explicaciones sobre el funcionamiento de la plataforma, Ubiqum-Learn, y rápidamente nos pusimos manos a la obra con la primera tarea del primer proyecto. 

En Ubiqum son muy poco  “teóricos”. Siempre te explican lo mínimo, suficiente para empezar la tarea. Este módulo inicial te permite tomar contacto con la codificación y, partiendo de cero, como era mi caso, desarrollé una web sencilla, completa en 80 horas.

Además, el mentor me dio mi calendario del bootcamp de programación en Barcelona, con las fechas de entrega previstas y las reuniones planificadas así como acceso a las herramientas de comunicación disponibles:. Slack, email y teléfono del mentor.

Las reuniones con el mentor

Una vez iniciado el curso vas teniendo reuniones periódicas con el mentor, en estas reuniones el mentor te pregunta por tu grado de avance y dudas que hayas tenido, te revisa el código y te da indicaciones de cómo mejorar tu trabajo.

A  la reunión con el mentor llegas con tu tarea hecha, de modo que siempre tienes dudas y preguntas, incluso si la has terminado de forma correcta, ya que la ingeniería de software no es una ciencia exacta. Las reuniones con el mentor son tanto más productivas cuanto mayor esfuerzo pones en hacer la tarea.

Una conversación con el mentor puede parecerse a esta:

El mentor te hace las 4 preguntas básicas de la metodología Agile: 

  • ¿Qué has hecho desde nuestra última reunión?
  • ¿Qué tienes planeado hacer antes de la próxima reunión?
  • ¿Hay algún obstáculo o problema que esté impidiendo tu progreso?
  • ¿Necesitas ayuda con algo?

Y a partir de aquí se organiza la reunión.

“Bueno… Pues ayer creé los métodos de conexión y desconexión en el front-end utilizando JavaScript Fetch Api y el back-end para gestionar los procesos de autenticación y autorización. También añadí encriptación de contraseñas para dar más seguridad y solo activé el acceso URL para usuarios autenticados. Luego creé el HTML para los botones de conexión/desconexión. El plan para hoy es añadir la información actual de usuario al objeto de juegos JSON para que se muestre la información de jugador cuando un usuario haya iniciado sesión, y supongo que seguiré a partir de aquí…”

“Ayer tenías problemas con los errores de compilación, ¿conseguiste solucionarlos?” pregunta el mentor cuando, de hecho, los “problemas” eran más bien una “lucha”.

“Bueno sí, solucioné el error siguiendo el ejemplo en Stack Overflow como me sugeriste. Esto solucionó el error, pero no el problema de encriptar la contraseña porque cuando revisé el back-end, la contraseña seguía apareciendo. Si alguien piratea la base de datos, la contraseña seguiría allí… Pero eliminé el mensaje de error y al final conseguí codificar la contraseña así que…” Visto bueno y una sonrisa entusiasta.

Al principio es abrumador al ver  la cantidad de conceptos, técnicas y herramientas que he aprendido a utilizar de forma práctica. Y me sorprendo a mi  mismo hablando como un programador de verdad, hace tan solo 6 semanas no tenia ni la mas remota idea de ninguno de los conceptos y temas que hoy comento con total naturalidad.

“Sí, Stack Overflow es un gran portal dónde encontrar las respuestas que necesitas, así que buen trabajo, y si necesitas una revisión más tarde, dímelo” contesta mi mentor.

¡A trabajar!

En la reunión, el mentor me ha dado indicaciones de cómo resolver los problemas que he encontrado y me ha introducido a la siguiente tarea. Me pongo a trabajar, el proyecto está muy bien organizado, cada tarea tiene un objetivo muy claro y un entregable que he de construir.  

Para ello tenemos el PoA (Plan of Attack) que nos da las instrucciones a seguir para hacerlo, un procedimiento de trabajo muy detallado y los “recursos” que son las piezas de teoría necesarias para esta tarea. Una de las mejores cosas del Bootcamp en Barcelona de Ubiqum es que te van dando la teoría en trocitos, a medida que la necesitas para hacer tu tarea. De este modo, en el contexto de uso, los modelos y conceptos se fijan en la memoria de forma natural.

El desarrollo de software es un reto intelectual de primera magnitud. Manejar la frustración es una de las primeras lecciones que se aprenden en Ubiqum. Programar consiste en escribir código durante el 10% del tiempo y corregirlo durante el 90% restante. Y al final siempre funciona! Si te quedas atascado el mentor está disponible para ayudarte a salir del atolladero. Nunca te dará la solución, te indicará cómo buscarla por ti mismo. Y ya nunca más olvidarás cómo funciona.

Programar es difícil y duro pero apasionante. Ubiqum es una escuela muy exigente pero en donde todo está muy organizado y vas viendo tu progreso continuamente. Nunca estás solo.

La flexibilidad y personalización del Bootcamp en Barcelona

Lo mejor del  diseño del bootcamp de programación en Barcelona de Ubiqum es la flexibilidad y la personalización.

Flexibilidad

El curso full-time requiere unas 40 horas de esfuerzo a la  semana, óptimamente repartidas en 8 horas al día de lunes a viernes. 

Así es un día de programming bootcamp en Barcelona con Ubiqum:

Mi actividad familiar me exige llevar y recoger a los niños en el colegio, los dejo  a  las 8.45am y tardo 30 minutos en llegar a Ubiqum. Saludo al mentor y los demás compañeros y me preparo un café mientras el ordenador se enciende. Me pongo a trabajar revisando dónde dejé la tarea ayer y preparo la reunión con el mentor. 

La verdad es que la reunión de hoy será corta, tengo un par de dudas pero también tengo muy claro lo que he de hacer y estoy muy cerca de terminar la entrega pendiente para mañana, es muy posible que la acabe hoy.

A las 13.00, tras casi 4 horas de intenso trabajo, me tomo un respiro para comer. En el campus hay una instalación de cocina muy completa y me puedo calentar la comida que traigo de casa y charlar con otros compañeros y profesionales del coworking donde está el campus de Ubiqum. 

A las 14:00 vuelvo al trabajo y me planifico hasta las 17.00. Hoy no tengo que recoger a los niños y me da tiempo a ir al gimnasio. Si durante la  tarde  me surge cualquier duda, tengo a mi  mentor disponible y a mis compañeros, para ayudarme. 

Tengo siempre mi calendario del proyecto muy presente y soy siempre consciente de mi grado  de avance y fechas de entrega, al igual que en la vida profesional. El mentor es siempre comprensivo con las prioridades familiares y me  tranquiliza mucho el poder compatibilizar mi vida personal, familiar y el  curso de una forma flexible y armónica. 

Personalización 

Los  mentores de Ubiqum son fervientes creyentes en la metodología que utilizan. La mayoría  han sido alumnos de Ubiqum y han trabajado profesionalmente, antes y después del curso, con lo que tienen una buena experiencia  profesional y son buenos conocedores del contenido

Un mentor de  Ubiqum es como un personal trainer , te organiza  tu programa  de entrenamiento, te da pautas, te apoya y resuelve tus dudas, pero  el trabajo y el esfuerzo lo  has de poner tú, ya que es la única forma de aprender, a través del esfuerzo y la  práctica. 

El lema de un mentor en Ubiqum es “you´ll never  walk alone”, nunca estás solo, siempre está ahí para ayudarte y guiarte y todos tienen una gran vocación de servicio. 

Pensar como un programador

El bootcamp de programación en Barcelona de Ubiqum te enseña a confiar en tus propios recursos intelectuales para solucionar los problemas. La metodología de Active Learning/Learning by doing es exigente pero muy efectiva. 

Ubiqum te proporciona un entorno simulado de trabajo real, 100% práctico en el que te enfrentas a tareas reales, muy estructuradas, con ayudas y recursos y con el apoyo de tus compañeros y tus mentores.

En Ubiqum no solo aprendes a programar, si no que aplicas el ciclo completo de desarrollo de una aplicación cuatro veces en cuatro proyectos diferentes durante el curso.

¿Lo más importante que he aprendido? Pensar como un programador (autonomous professional thinking) que me da la tranquilidad de que de ahora en adelante me podré enfrentar a cualquier problema tecnológico que me surja, de forma estructurada, y resolverlo, cueste lo que cueste.

Ser programador es muy divertido… ¡Cuando tu código funciona como tú quieres! y al final ¡Siempre funciona!

Solicita información sobre el bootcamp de programación en Barcelona

Recibe más información como el contenido del curso, los precios y las condiciones de pago, nuestra metodología, cómo te ayudamos a encontrar trabajo ¡y mucho más!